Reforma Previsional: ¿desmadre intencionado?

La búsqueda ¿caprichosa? de Balcarce 50 de sancionar la Ley de Reforma Previsional vía Cámara de Diputados, ha sido por ahora una significativa derrota para las huestes oficiales, con todo lo que ello implica.

En un clima político y social convulsionado, con desmanes dentro y fuera del recinto deliberativo, la propuesta no prosperó tal como esperaba con ansias el sesgo macrista.

Fue, sin lugar a dubitaciones, un momento muy álgido y de tensiones al por mayor, con agresiones y desmadres que se contaron por cientos.

El Gobierno Central en el interín calculó mal los números, puesto que un par de referentes de fuste, habían dicho sueltos de cuerpo, que les daría espacio suficiente para sesionar y aprobar.

No hubo quórum, sin embargo, y sí empellones y hasta un golpe de puño que casi da en el blanco, por parte de Emilio Monzó, Presidente del Cuerpo Deliberativo, a Leopoldo Moreau, devenido con el tiempo en defensor a ultranza del kirchnerismo. ¿La disputa en sí? Nada menos que el micrófono…

No es un dato menor este revés de Mauricio Macri y su equipo económico. No cayó gracioso el levantamiento de la Sesión en Casa Rosada.

Hubo otros episodios para el olvido este año. Allá por el hoy lejano 16 de febrero, el mismísimo ingeniero Jefe de Estado, tuvo que decirle al pueblo que no pagaría la Nación una deuda a “Correo Argentino S.A”. La vinculación familiar con esa empresa postal, era archi sabida.

Pero hubo más: bajó a Jorge Macri de una candidatura a Diputado Provincial promisoria y apartó a otro pariente, Ángelo Calcaterra de la escena pública, haciéndole vender la Compañía “IECSA”.

La contracara llegó para aliviar la gestión con las PASO y el 22 de octubre. Mas ahora el choque es frontal contra las disposiciones que son de pleno conocimiento.

Empero los señores gobernadores están dispuestos a dialogar y dar el aval que necesita “Cambiemos” para culminar venciendo en la pulseada el próximo lunes.

Los mandatarios provinciales aplauden el Pacto Fiscal y de paso se encarama la posibilidad de reubicar el alicaído Fondo del Conurbano.

Claro que los heridos, las balas de goma, las polémicas, las baldosas rotas para arrojarlas a gendarmes y policías, y la ingratitud que conlleva el Proyecto de Ley Previsional, ha superado las estimaciones más ácidas.

Y otra vez se posa la cámara televisiva en Elisa Carrió que perfiló un cierre de las deliberaciones bochornosas que no iniciaban su curso del todo.

¿Conclusión? El oficialismo no ha sabido promover ni defender con habilidad su idea. Más allá de si tiene o no razón. Entonces la catapulta aceitada se posicionó desde la zona del cristinismo, del massismo y de los sectores de izquierda, aliándolos contra el Gobierno.

En un marco de desinformación concreta de qué cornos propone la Ley, más allá de los slogans del Gobierno o de los acérrimos comentarios opositores, la barca naufragó.

Parece que el aumento real que percibirán los jubilados, será de un 4 % menos que la escala utilizada en el 2.009, en el período kirchnerista.

La inversión macrista de 75 mil millones de pesos, hecha en 2.016, para intentar resarcir el 82 % vetado por la ex mandataria Cristina Fernández viuda de Kirchner, ha quedado tapada por semejante “despiplume” actual. El Gobierno reafirmamos ha obviado un detalle fundamental, pues: promover y defender con solidez y claridad. NI UNA COSA NI OTRA HA TENIDO.

Los 8 millones de jubilados que dejó la mandataria anterior, son una cifra impactante. Además con el plus anecdótico de que casi la mitad de ese porcentual, no aportó jamás a Caja alguna. O sea, su dinero de cobro, es absorbido por el propio Estado y surge de otros contribuyentes. No obstante, en el imaginario colectivo popular se ha impreso otra imagen, totalmente oprobiosa para el Ejecutivo de Capital.

La quita de dinero a los argentinos de la tercera edad y el aumento en la edad para acogerse a los beneficios, de quien trabajó una vida, es lo que sobresale, convirtiéndose en la tosca dura en el zapato macrista.

Dilemas sin resolver, una apuesta que requiere otra alternativa, una oposición unida consciente o inconscientemente por la virulencia y la senda hacia la anarquía, el caballo ancestral de la represión que relincha otra vez y un montón de insólitos cuestionamientos para anexar.

En el fondo del salón, como una extraña burla del destino, una frase copiosa de la señora Directora Gerente del Fondo Monetario Internacional que estremece hasta los tuétanos: “Los ancianos viven demasiado y es un riesgo para la economía global. Tenemos que hacer algo YA”.

Por Mario Delgado.-

 

Comments are closed.